viernes, 24 de mayo de 2013

El emblemàtico Lockheed C-130 Hèrcules

 



Lockheed C-130H perteneciente a la Fuerza Aérea Colombiana matricula FAC-1004 en el Aeropuerto Internacional José María Córdova de Medellín (Rionegro) Foto: Andrés Ramírez.
 
Introducción
Actualmente trabajo como Piloto de línea aérea, pero anteriormente pertenecí por un largo periodo de mi vida a La Fuerza Aérea Colombiana y fue allí, como piloto, donde conté con la suerte de formar parte de ese grupo selecto de profesionales que participan en la operación del emblemático C-130 Hércules.
La operación del Hércules requiere de una tripulación bastante amplia, entre los cuales encontramos a un Piloto, un Copiloto, un Ingeniero de Vuelo, un Navegante y dos Maestros de carga en la bodega de carga, lo que hace un total de 6 tripulantes, todos ellos con su función específica bien definida y de vital importancia para la operación de una aeronave que por el tipo de misión que cumple, son claves la seguridad y la movilidad, tanto en tierra como en vuelo.
EL C-130 es una aeronave multipropósito, con la cual se prestan servicios tanto a comunidades apartadas de la geografía del país, como a miembros de la Fuerza Pública que ejercen la soberanía nacional.

Una de sus principales características es que es completamente autónomo, es decir que se puede desplazar a cualquier destino y sin equipo de tierra adicional y puede desarrollar sus misiones con éxito, esta característica técnica es de vital importancia ya que recordemos que es muy diferente la operación de un avión comercial en un aeropuerto que cuenta con todo el apoyo logístico en tierra, a la operación en pistas remotas muchas de ellas ni siquiera pavimentadas donde no se cuenta ni siquiera con una GPU o planta auxiliar de tierra.
Debido a esto, el Hercules está equipado con una Auxiliary Power Unit (APU) con la cual puede generar su propia corriente de 115 V, parte vital de su funcionamiento, que permite la utilización de los tres sistemas hidráulicos y el aire necesario para la operación del sistema neumático, con el cual se inicia el sistema de arranque de sus cuatro motores Allison T 56-15, así como para el aire acondicionado para confort de la tripulación y pasajeros, mientras se encuentra en tierra.
La rampa trasera compuesta de 2 puertas con las que se puede permitir el ingreso de todo tipo de vehículos y por el espacio interior de su gran bodega de carga es posible también el transporte de elementos voluminosos como tanques de agua, bidones de combustible, material de guerra y víveres, entre otros.

Breve historia del C-130 Hércules


A mediados de los años 50, Lockheed Martin diseña y pone en servicio un nuevo avión en el mercado capaz de operar desde pistas sin asfaltar, y ser capaz además de transportar tropas y material en áreas hostiles, además de operar como avión hospital en evacuaciones médicas. Fue presentado como Lockheed YC-130.
El primer modelo que salió de la cadena de producción en 1956 fue el C-130-A, equipado con 4 motores Allison T56, de los cuales se vendieron rápidamente 219 aparatos. Pocos años mas tarde, en 1959, se presentó al mercado el C-130-B que introducía motores turbohélice y la Fuerza Aérea Americana puso en servicio 134 aparatos de esta clase.
En Agosto de 1962, se le añaden 2 tanques de combustible bajo las alas.
Poco a poco desde entonces, el Hércules ha ido sufriendo distintas variaciones y mejoras en su diseño, siendo un valor imprescindible en muchas Fuerzas Aéreas del mundo, incluso en la actualidad.
Desde entonces, han pasado casi 40 años, cuatro décadas desde el inicio del diseño de las primeras unidades de esta actual leyenda volante…

Mi operación con el C-130 Hércules

Un ejemplo concreto de operación con el Hercules, es la población de Araracuara ubicada en medio de la selva Amazónica Colombiana, donde habita un grupo indígena y una población escasa de colonos dedicados principalmente a la pesca, en el majestuoso rio Caquetá, así como, algunos investigadores científicos provenientes de todo el mundo, dedicados a la exploración y descubrimiento de nuevas especies de flora y fauna únicas de la región, que puedan ser utilizadas con fines medicinales. Es a todo este grupo de personas a los que este versátil avión presta apoyo logístico mensualmente y el escuchar sus potentes motores acercándose a la pista como único medio de transporte hacia la civilización, causa un gran efecto de anímo en toda la población.
Un singular vuelo en el que participé fue el transporte del fuselaje de un C-47 que se había accidentado recientemente, pero los daños que presentaba la aeronave permitían su recuperación, por lo tanto se programó su traslado a las instalaciones de la empresa Basler Turbo Conversions en Oshkosh, Wisconsin, Estados Unidos, la cual se especializa en su modernización cambiando sus motores radiales de pistón, a turbohélice, así como, mejoras en su aviónica y mayor capacidad de carga; el fuselaje fue desarmado, los motores removidos y las alas también fueron desmontadas, permitiendo de esta forma el ingreso de forma casi milimétrica en la bodega de carga y dejándolo listo para su trasladado desde la ciudad de Villavicencio en el Departamento del Meta, en un vuelo que primero nos llevó a una escala técnica en Fort Lauderdale, Florida y de ahí a nuestro destino.
Otro de los vuelos memorables lo realizamos en la ruta Bogotá – Rio de Janeiro- Bogotá, en una misión de carácter humanitario, ya que para esa época, se estaba presentando una epidemia de Fiebre Amarilla en el país y las dosis existentes no eran suficientes para combatirla de manera eficiente, por lo tanto fue necesario traer desde Brasil este apoyo médico que consistía en el trasporte de 1.500.000 vacunas de manera urgente, todo parecía muy sencillo sin embargo a la llegada a Rio de Janeiro, después de nueve horas y media de vuelo nos enfrentaríamos a un verdadero reto, pues las mismas venían embaladas en unas neveras portátiles ya que requerían de una temperatura específica de enfriamiento para mantener su efectividad, así mismo, por la cantidad de cajas fue necesario empezar a rellenar el avión por cuanto espacio quedaba disponible hasta poder completar nuestra carga.
Recuerdo una oportunidad en la que un joven que viajaba de pasajero dijo "Este avión es muy feo porque tiene todas las tripas por fuera", se refería, para las personas que no han tenido la oportunidad de ver este avión en su interior, a una de sus principales características y que para su pesar, puede que no sea estéticamente bonito, pero que lo convierten en un verdadero caballo de batalla y me refiero a que sus cables, poleas hidráulicas, tren de aterrizaje y todos los dispositivos eléctricos son fáciles de alcanzar desde el interior, es decir, que en pleno vuelo cualquier fallo mecánico o daño por fuego enemigo puede ser atendido directamente al sistema afectado para su reparación o aislamiento de ser necesario, por parte de los Maestros de Carga y el Ingeniero de Vuelo, es pues ésta otra de las características que hacen del Hércules, un avión tan emblemático que después de 50 años, esté tan vigente como un Airbus 380 actual.


ACTUALIDAD DEL C-130 Hercules

 En la actualidad, el hércules sigue siendo producido con varias modificaciones al original, pero está en servicio en más de 60 Fuerzas Aéreas del mundo.
La última versión de este avión es el C-130-J, que remplaza al anterior modelo –E. Este 130-J incorpora toda una serie de avances técnicos que reducen considerablemente los costes de operación y de soporte del avión, aumentando de esta forma la vida útil del aparato.
Una cualidad destacable de este último modelo –J es la capacidad de trepada que tiene, siendo enormemente superior a las versiones anteriores, además de ser capaz de tener velocidades mayores en cualquiera de las fases del vuelo que sea necesario, además de haber sido alargado su fuselaje para permitir una mayor capacidad de carga en la bodega. También incorpora novedades en la gestión del combustible permitiendo mayores radios de acción, así como protecciones ante inclemencias meteorológicas imprevistas, lo cual facilita su operación en espacios remotos.
El C-130-J incorpora también los últimos avances en aviónica, ya que la cabina de los pilotos es totalmente de última generación, con pantallas multifuncionales digitales en color, que son capaces de mostrar mapas móviles, sistemas de navegación, GPS integrado… etc.

http://www.hispaviacion.es



Ficha técnica:

Longitud:

C-130E/H/J: 29.3 metros
C-130J-30: 34.69 metros

Altura: 11.9 metros

Superficie Alar: 39.7 metros

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 

Tecnology Militar Copyright © 2011 - 2012 - |- Template created by Leit0s - |- Powered by tecnologamilitar